NECESITAMOS A LOS DEMÁS.

Estos días estamos experimentando que solos no podemos pero juntos si. No somos absolutos. Necesitamos a los demás y los demás a nosotros. Cuando nacemos somos plenamente dependientes, tanto física como psíquicamente. Necesitamos sentirnos amados, de aquí que quien tiene este vacío lo arrastra.

En la adolescencia necesitamos reafirmarnos y abrirnos a los demás. Por eso, un signo de inmadurez es seguir en nuestro egocentrismo o por nosotros mismos, o por la súper protección de los padres, que no nos dejan crecer.

Los dones que tenemos los hemos de poner al servicio de los demás. Pero hoy una de las grandes enfermedades es el NARCISISMO. Sólo mi mundo, lo que me apetece, lo que me da, lo que me aporta, mi trabajo, mi descanso, mis planes, mis mis mis….y no complicarme la vida porque yo yo yo…..y quedan solos nuestros padres, nuestros amigos….

Amar es ayudar a los demás a crecer. ACOGER!

Sólo amando seremos felices de verdad. No lo olvidemos nunca. El día que dejes de amar es porque estás muerto. Y hay muchos muertos andantes….espero no ser yo. Y tú?

Todos estos días el mundo ha dado una vuelta y pensamos más los unos en los otros, hay mil muestras de cariño, detalles de hacer la vida más fácil y agradable al otro, dejo mi trabajo y me pongo a hacer el tuyo, me preocupo de cómo estás, estoy en familia y disfruto, rezo por todos. De lo “malo” salen cosas buenas, y si estas circunstancias son una oportunidad para amar y salir demuestro ego, saldremos fortalecidos. Amar nos hará libres y no volverá a ser nada como antes. Será MEJOR!!