APRENDER DE LOS APARENTES FRACASOS.

En un mundo donde se habla de éxito o fracaso creamos personas exitosas o fracasadas. ¿Según que criterio? ¿A qué precio?

El error de la eficiencia. No todo lo eficiente es válido. No todo lo exitoso es bueno.

No hay fracasos. Es aprender, crecer y aprender es…

Tener madurez para decir ‘me equivoqué’.

Tener la osadía para decir ‘perdóname’.

Tener sensibilidad para expresar ‘te necesito’.

Tener capacidad de decir ‘te amo’. Y darlo todo por ese amor….

Cada fracaso, mejor “aparente fracaso”, es un trampolín si lo sabemos utilizar para levantarnos, y aprender.

Sabrás más de lucha, de tenacidad, de reconstrucción, de sanación.

Comprenderás la adversidad y la dificultad. La limitación. La poquedad. La misericordia. Serás más capaz en ponerte en los zapatos del otro.

¿Todavía crees que fracasas? Creces, y ayudas a crecer a los demás con tu experiencia.

Cada “fracaso”, una oportunidad. ¿Te quedas clavado en la silla lamentándote o te levantas de un salto para volver a empezar?.

Ah y después hay los fracasos que determina la sociedad que lo son porque no “casan” con lo socialmente establecido.

¿Por qué soy un/a fracasado/a por dejar una oportunidad laboral para cuidar a un hijo (padres, cónyuge, etc) enfermo? …

¿Por qué soy un/a fracasado/a social por dedicar mi vida a Dios o a labores sociales?…

Da que pensar que criticamos lo que nos da envidia, lo que admiramos y no seríamos capaces de hacer. Vaya…que poquedad la nuestra.

¿Todavía crees que fracasas?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s